viernes, 30 de abril de 2010

En tierra hostil (la peli)

Cuando en la entrega de los Óscars, esta peli de bajo presupuesto le dio un baño épico a Avatar, me alegré como una cerdita. No por nada, sino por mi habitual tendencia a ponerme del lado de los más débiles. Además, James Cameron tiene ya demasiadas estatuillas para tan poca chica, y Avatar, a pesar de que me pareció visualmente espectacular, no creí ni por un minuto que mereciera más Óscars que los referidos a efectos especiales y sus derivados.

Cuando "En tierra hostil" ganó, me autopropulsé hasta el cine para verla, pensando que los Óscars por fin se convertían en algo justo y digno.

Meeeeeeeeeeeeeeeeec. Error.

"En tierra hostil" es una película de bajo presupuesto, eso es cierto, básicamente porque está rodada en un descampado.
¿Entretenida? Pues sí. Pero ya está.

¿Por qué le han dado el Óscar? Pues ha sido, en mi opinión, una decisión a todas luces política. La peli se basa en el día a día de una tropa de artificieros que desactivan bombas en Irak. Que hay que ver que son malos los irakíes y suicidas y abyectos, eh? Son malísimos, vamos. Y qué buenos y valientes que son los soldados estadounidenses y la de calamidades que han de pasar, los pobres.

Básicamente es una peli para inyectar adrenalina y ganas de seguir a los que allí están dándolo todo y matando malos, una visión vergonzosamente subjetiva y alarmantemente bélica, odio acumulado bajo unos rostros nobles y actos de amistad y patriotismo.

La muestra de un ejército donde sólo hay gente cualificada, profesional, y además un protagonista al que alaban porque a pesar de tener un hijo pequeño, lo da todo a la hora de desactivar bombas, como si nada más importara. Como si el hecho de no pensar en su hijo por el bien de su país fuese loable. Un héroe, un imprudente simpático y gracioso, un auténtico as en lo que hace. Y lo que olvidan plasmar; un hijo de puta, egoísta y zumbado.

¿Sabéis qué? Que para eso, hubiera preferido que se lo hubiera llevado la yankilada de Avatar, que al menos tenía un claro mensaje pacifista.

5 comentarios:

Entrari dijo...

Y te olvidas del morbazo de enfrentar a Cameron con su exmujer en la entrega de las estatuillas.

No sé. A mi no me pareció mala. Y respecto al tio, creo que el mensaje es que carece de ilusión por todo. Menos por su hijo. Y ni siquiera sabe que hacer con eso.

Ojo. No estoy diciendo que "No mala" signifique "Buena". Pero está a años luz de un oscar. Y es que este año, gran parte de las peliculas que optaban por la estatua, eran flojisimas. Parecía que estaban nominadas por causa de favores no devueltos.

Aún así. Ya no se hacen peliculas bélicas como antes.

Barbijaputa dijo...

Olvidas que también pasa del hijo, la frase que le dedicó con cara de penita en plan "lo siento soy así" fue algo como; "Cuando te haces mayor, sólo unas pocas cosas te importan. En mi caso, sólo hay una" y se ve al tío volviendo a la guerra. Eso es decirle a un hijo que pasas de él muy elegantemente.

A mí no me disgustó, me pareció entretenida, pero yastá!

Y tú te callas que te quedaste dormido.:P

Entrari dijo...

Serás jodia!

Que sepas que ver con los ojos entrecerrados por el interes, no es quedarse dormido. Como poco sospechar. Y yo sospecho de muchas películas.

Hmm....Respecto a lo único que le importa al tio, lamento decirte que no es la guerra. Es su chute diario de AdrenalinaTM, o su colección de chismes de bombas "QueCasiMeMatan" que tiene bajo la cama. Eso si. Menudo chaval disfuncional el crio que han de llevarse en helicoptero. Aún con razón, no me caía bien.

Gift dijo...

Decía la Weaver "le dieron el oscar por las tetas".

Aitor Maiden dijo...

Sobrevaloradísima, y punto. Historia muy americana y muy de moda, guión fácil, personajes sin simpatía y sin carisma, dirección predecible, ...
Teniendo joyitas como Up, Malditos bastardos o Distrito 9, no sé cómo se le dió tanto bombo a esta peli y a Avatar. Bueno sí, que el morbo era inevitable y que los Oscars de los últimos años estan comprados desde meses antes de su entrega.

Publicar un comentario